Advertisements

La administración de Trump está dispuesta a aumentar el costo de las diferentes solicitudes de inmigración y de trabajo. La solicitud de ciudadanía recibirá el mayor aumento de más del 80%.  

 

Después de una revisión de nueve meses, el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de EE.UU. actualizará su sistema de tarifas. Los cambios entrarán en vigor el 2 de octubre de 2020. El costo en línea de la solicitud de ciudadanía ha aumentado de 640 a 1,160 dólares. De acuerdo con la agencia, la tarifa incluye el costo total para el proceso de la solicitud y algunos gastos adicionales. 

 

Otro cambio importante es que EE.UU. se ha unido a la lista de los únicos tres países del mundo que cobran una tarifa de solicitud de asilo. La nueva política requiere que los solicitantes de asilo paguen una cuota de 50 dólares por la solicitud. Australia, Fiji e Irán son los otros tres países que imponen estas tasas a los solicitantes de asilo. 

 

También se hicieron cambios en el programa DACA. La administración anunció que no aceptará nuevas solicitudes, mientras el programa está en revisión y las renovaciones se limitarán a solo un año.   Los servicios biométricos y las tasas de autorización de empleo para el programa DACA permanecerán sin cambios.  

 

Aquellos que estén buscando registros históricos de inmigrantes fallecidos que vinieron a este país entre finales del siglo XIX y el siglo XX también verán cambios en las tarifas.  

 

El anuncio de los cambios en las tarifas llega en un momento en que el USCIS se enfrenta a problemas de financiamiento. Muchas oficinas fueron cerradas debido a la pandemia de COVID-19. El USCIS recibe la mayor parte de sus fondos de la recaudación de tarifas. La agencia solicitó al Congreso 1.2 mil millones de dólares en fondos de emergencia. Según la agencia, el aumento de las tarifas no está relacionado con la falta de fondos y el USCIS estaba enfrentando una pérdida de alrededor de $4.1 millones por día hábil incluso antes de la pandemia.  

 

Facebook Comments

Advertisements