La hija de un comerciante abre un nuevo camino para su negocio

0
127
Photo by Jennifer Marquez/Hola Iowa
Advertisements

By Christina Fernández-Morrow, Hola Iowa

Cuando la familia de America Zaragoza se trasladó de Elgin (Illinois) a Marshalltown, nunca pensó que llegaría a amar esta pequeña ciudad. Pasar de una población de casi 150,000 habitantes a menos de 40,000 le costó acostumbrarse. “Me costó un poco. Pensaba que cuando fuera mayor me mudaría a una gran ciudad, como dice todo el mundo”. Al final puso rumbo a Chicago para ir a la universidad en 2019, pero Covid 19 la obligó a volver a casa al año siguiente. Aquello le cambió la vida. 

Unos meses después, se abatió una tormenta derecho sobre Iowa y su casa quedó destruida. ” Ver cómo encontraban un nuevo hogar, cómo pasaban por el proceso, me hizo pensar: quizá yo pueda hacerlo”. Su familia era propietaria y administradora de apartamentos, así que el sector inmobiliario no era una opción descabellada, pero a sus padres no les hizo ninguna gracia que quisiera aplazar los estudios para obtener la licencia. “Había probado la UNI y fue un choque cultural. Venir de un lugar con una gran población latina a ser la única latina en mi clase de contabilidad. Fue duro”. Empezó a trabajar en la tienda de abarrotes de sus padres con un nuevo aprecio por Marshalltown. “Volver de UNI realmente puso todo en perspectiva, lo agradecida que estoy de tener una comunidad de personas que se parecen a mí”. Su tiempo en la tienda de abarrotes fue como un nuevo despertar, también. Creció ayudando en la tienda, pero se centró más en el servicio al cliente y en practicar su español. No sabía que estaba forjando relaciones que le ayudarían a poner en marcha su negocio.

Advertisements

En enero de 2023, Zaragoza obtuvo su licencia inmobiliaria. En una conversación con un amigo de la familia y un vendedor de la tienda de su familia, se enteró de la existencia de un equipo inmobiliario formado exclusivamente por latinos llamado ELLLA. Le intrigó la idea de trabajar con la comunidad latina. El equipo quería expandirse más allá de Des Moines y en mayo del año siguiente comenzó su carrera como agente inmobiliaria con ellos. “Me enamoré de las mujeres y de su compromiso con nuestra cultura, que yo había estado adoptando cada vez más y tratando de aprovechar. Tener a tu alrededor a las personas adecuadas, que piensan como tú y quieren ayudarte a conseguir tus objetivos, frente a las que te dicen que no, que no puedes hacerlo, como las mujeres líderes de mi equipo. Las veo como mentoras y amigas”. Admira su empuje y confianza. “Cuando empecé, les pregunté si recibían críticas por ser mujeres y me dijeron que no, porque tienen confianza en lo que hacen. Están muy orgullosas de su trabajo. Somos las expertas y si alguien no ve eso en nosotras, no pasa nada, no es alguien con quien queramos trabajar y podemos remitirle a otra persona. Afortunadamente, mis clientes confían mucho en mí y eso es algo que aprecio de ellos”. 

Foto por Jennifer Marquez/Hola Iowa

El apoyo de su familia, a pesar de que temían que hubiera elegido un trabajo duro y no ganara dinero, fue vital. “Cuando intentaba crear mi clientela, para que la gente supiera que era agente, mis padres me aconsejaron que creara un folleto que pondrían en las bolsas de su tienda”. Zaragoza tenía dudas. “No creía que la gente quisiera comprarle una casa a la chica que les vendía comestibles. Pero en ese momento era realmente yo contra mí. Hablé con algunos de mis compañeros de equipo y me animaron a hacerlo”. Fue una decisión inteligente. Consiguió muchos clientes y empezó a establecerse como empresaria, al margen de la tienda de sus padres.

Los beneficios han sido mejores de lo que esperaba. “En mi primer año pude pagar mis tarjetas de crédito, abrir una cuenta Roth IRA y una cuenta de ahorros”. Eso se debe a que Zaragoza va más allá para ayudar a sus clientes, muchos de ellos que son compradores de vivienda por primera vez, y otros que nunca supieron que podían comprar una casa usando un Número de Identificación Tributaria Individual (ITIN). “Realmente me enorgullezco de educar a mis clientes y ser capaz de ayudar a las familias a empezar a crear riqueza generacional. Ahí es donde siento que mi trabajo es muy gratificante”.

Advertisements

Aunque Zaragoza eligió un camino diferente al de sus padres para perseguir sus sueños empresariales, su ejemplo de ayudar a los clientes, trabajar duro y no dejar que los obstáculos se interpongan en su camino la orientan como propietaria de un negocio. Con planes de invertir en propiedades de alquiler que su hermano pueda gestionar, espera seguir creciendo como agente inmobiliaria y mantener su negocio en la familia para las generaciones venideras.

JEFAS Latinas in Business Magazine es una colaboración de escritores, fotógrafos, administradores de redes sociales, editores, traductores y diseñadores de todo Illinois e Iowa, todos ellos latinos. Es la primera revista del área creada por la comunidad Latina, para la comunidad Latina que se enfoca en las empresarias latinas y cómo están impulsando la economía, retribuyendo y llenando la brecha entre lo que se necesita y lo que está disponible en el medio oeste de los Estados Unidos.

Advertisements

Para ver las ubicaciones donde puedes encontrar la revista visita @JEFASMagazine en Instagram y TikTok.

Usted puede encontrar la revista digital aquí: 

Advertisements

https://holaamericanews.com/jefas-latinas-in-business-magazine-may-2024/

Facebook Comments

Advertisements