Laura Moreno, Coordinadora de Alfabetización de Adultos de Sauk Valley Community College, está agradecida de dirigir el programa que la ayudó a aprender inglés

Después de escuchar muchas historias de inmigrantes, algunas personas pueden creer que todas suenan igual, que vienen escapando de las dificultades en busca de una vida mejor para ellos y sus hijos. La meta puede ser la misma, pero cada historia es una historia única de logros personales, éxito personal en un país desconocido, una historia de personas trabajadoras que vinieron por un sueño y lograron todo lo que soñaron y a veces más que eso. La historia de Laura Moreno es la historia de una inmigrante de éxitos y logros personales.

La Sra. Moreno nació y creció en Ciudad Juárez, México. A la edad de 19 años, mientras estudiaba en la Universidad de Ciudad Juárez, tomó la decisión de desarraigar toda su vida y comenzar de nuevo. Dejó la Universidad en México y se mudó a Sterling, IL.

“Hice esto para alejarme de la situación de violencia en la ciudad y para reunirme con mis familiares cercanos que habían estado viviendo en la zona durante unos años”, explicó las razones de su decisión de dejar de estudiar en la Universidad y trasladarse a un país desconocido.

Cuando la Sra. Moreno llegó a Sterling, IL se dio cuenta de que sus habilidades en el idioma inglés eran muy limitadas. Ella sabía bien que para alcanzar su potencial en los Estados Unidos, tenía que mejorar sus habilidades lingüísticas, es por eso que comenzó a asistir a clases de ESL (Inglés como Segundo Idioma) a través del Programa de Educación para Adultos ofrecido por el Sauk Valley Community College.

“Trabajé con instructores como Sherry Dimming para mejorar mis habilidades y adquirir confianza para continuar con mis estudios”, compartió Laura Moreno. “Unos meses después empecé a trabajar en mi GED dentro del mismo programa mientras continuaba asistiendo a las clases de ESL.”

Aunque a veces era difícil estudiar en otro idioma, ella no se detuvo ni se dio por vencida. Después de obtener su diploma de GED en 2012, decidió continuar con su educación tomando clases en el Sauk Valley Community College. Mientras asistía a la universidad conoció al amor de su vida, se casó, tuvo una hermosa hija e incluso se convirtió en voluntaria del Proyecto Vital, un Programa de Alfabetización de Adultos.

“Cuando aún era estudiante de Sauk y tenía muchas obligaciones personales, decidí retribuir a la comunidad convirtiéndome en tutora voluntaria del Proyecto Vital”, nos dijo la Sra. Moreno. “Fui voluntaria en las mismas clases de ESL a las que asistí cuando me mudé a este país. Disfruté ayudando y animando a todos los estudiantes que estaban empezando al mismo nivel que yo cuando asistí a esas clases”.

Tener una familia, ir a la escuela y ser voluntaria es un trabajo duro, pero la Sra. Moreno se mantuvo firme y continuó su camino hacia sus logros personales. En 2015 se graduó de Sauk Valley Community College y se transfirió a la Universidad de Western Illinois.

“El camino para hablar inglés como segundo idioma, tener una familia a quien cuidar y trabajar a tiempo parcial mientras era estudiante a tiempo completo no fue fácil, pero aún así pude hacer realidad mis sueños”, compartió la Sra. Moreno.

Después de un par de agotadores años de trabajo duro para obtener su título, Laura Moreno finalmente se graduó de la Universidad de Western Illinois con una licenciatura en Administración de Recursos Humanos. Su arduo trabajo dio sus frutos y justo después de graduarse fue contratada como Coordinadora de Alfabetización de Adultos en el Sauk Valley Community College.

“Me gusta dirigir el programa que ayuda a las personas que necesitan mejorar sus habilidades de lectura, escritura y conversación en inglés, así como prepararse para el proceso de ciudadanía”, dijo Laura Moreno con entusiasmo sobre lo mucho que le gusta su trabajo.

Laura Moreno en su ceremonia de Ciudadanía el 12 de Marzo, 2019

En cuanto a su propia ciudadanía, la Sra. Moreno explicó que comenzó su proceso de ciudadanía el año pasado y es gracias a su experiencia personal a través de este proceso que ella puede ser una gran guía para otros que también están pasando por esto.

“Me convertí en ciudadana estadounidense el 12 de marzo de 2019”, dijo con orgullo Laura Moreno. “Estoy muy orgullosa y agradecida por todas las oportunidades que obtuve en los Estados Unidos.”

Aunque agradecida por su ayuda en el camino hacia su éxito personal, Laura Moreno también cree que es importante retribuir al país que le ha dado una gran oportunidad en la vida.

“Tengo la intención de seguir contribuyendo a la sociedad que me ha ayudado”, dijo la Sra. Moreno al referirse a sus planes para el futuro. “Siempre animo a toda la gente a no dejar de trabajar en sus objetivos. Puede haber muchos desafíos en el camino, pero todo es posible si trabajas duro”.

Cada inmigrante tiene una historia. Aunque similares, también son muy diferentes porque cada uno cuenta una historia de superación de la adversidad a través de la resiliencia. El trabajo duro hacia el sueño americano vale la pena para muchos inmigrantes, por eso siguen intentándolo hasta lograrlo para luego ofrecerle ayuda a otros como ellos.

Facebook Comments