Durante el festival “Life is Beautiful” de 2016 en Las Vegas, Favela cubrió la fachada de un motel con papel. (Justin Favela, “Piñata Motel” (2016); papel y pegamento en un motel existente. Fotógrafa: Krystal Ramirez.)
Advertisements

Por Christine Riccelli, DSM Magazine

 

Cuando Justin Favela visitó la ciudad para preparar su próxima exposición en el Centro de Arte de Des Moines, le fascinó, entre otras cosas, la pizza de taco.

 

Claro que le gustó la combinación de sabores, pero el aclamado artista radicado en Las Vegas estaba más intrigado por la forma en que, en su opinión, representa “un cierto tipo de historia regional. … Me sorprendió mucho cómo podía ser un símbolo de tantas historias de inmigrantes”.

Advertisements

 

La forma en que las culturas de los inmigrantes se conectan, se mezclan y se asimilan será el hilo conductor de su nueva exposición, que se inaugurará el 17 de julio y presentará esculturas y murales a gran escala y específicos para cada lugar, creados con el característico estilo de piñata de Favela. Realizadas principalmente con papel de seda de colores vivos y una técnica de papel maché, sus obras suelen transmitir una exuberancia alegre.

 

El artista suele crear obras específicas del sitio. (Justin Favela, “Gypsy Rose Piñata” (2017); objetos encontrados, cartón, espuma de poliestireno, papel, pegamento; 5 x 19,5 x 6,5 pies. Fotografía cortesía de Petersen Automotive Museum.)

Pero detrás de la fachada festiva, las obras cuentan historias más complicadas que reflejan los intereses eclécticos del artista de 34 años. Para la instalación del Centro de Arte, planea explorar sus raíces guatemaltecas y mexicanas, su identidad queer, la ciudad de Des Moines, la comunidad latina local, la agricultura y los trabajadores agrícolas de Iowa, la historia del arte, la cultura pop y la apropiación cultural, y la pandemia, además de la pizza de taco y otras comidas regionales.

 

Herencia guatemalteca

Advertisements

 

Favela nació en Estados Unidos de madre guatemalteca y padre mexicano. Como la mayoría de las familias inmigrantes, “buscamos asimilarnos y [en el proceso] dejamos de lado muchas tradiciones”, especialmente las de Guatemala, dijo en una reciente entrevista telefónica desde Las Vegas. “Siento que nuestra identidad guatemalteca se borró al americanizarnos”.

 

La exposición del Centro de Arte me da la oportunidad “de pensar realmente en mi historia… y distinguir las diferencias entre las culturas mexicana y guatemalteca”, dice. De hecho, Guatemala es una de las razones del título de la muestra, “Justin Favela: Central American”, que también hace referencia a la ubicación de Iowa en el centro de Estados Unidos.

 

Favela también se inspira en su identidad como queer, aunque esa influencia no sea evidente en sus obras. “No estoy sentado haciendo arco iris”, dice riendo, “pero mi trabajo es muy colorido y está inspirado en el viejo Hollywood y en los extravagantes queers de Las Vegas, como Liberace y Rip Taylor”.

 

Aunque Liberace nunca salió del closet públicamente, añade Favela, “se decoraba a sí mismo con plumas y pedrería, escondiéndose detrás de esa fachada glamorosa tanto que la fachada se convirtió en la realidad o en una representación del yo. Mi obra también es un tipo de fachada”. Esa fachada es temporal, señala, ya que después de la exposición, las piezas se desmontarán y el papel se reciclará.

 

Influencia local

 

El artista de Las Vegas, Justin Favela, tiene una próxima exhibición en el Des Moines Art Center a partir del 17 de julio.

Además de su historia y experiencias personales, Favela dice que su obra reflejará Iowa y Des Moines. “Mi trabajo fluye de la gente y de la comunidad”, dice. “Quiero resaltar las historias de la comunidad latina local, aunque no sea de forma directa”.

 

Además, dice, “quiero reconocer a los trabajadores de las granjas y fábricas… y centrarme en la historia agrícola de Iowa”.

 

La agricultura también está relacionada con su amor por la comida, un tema que Favela dice que casi siempre incorpora a sus instalaciones. “Me encanta hacer trabajos sobre la comida; es una forma de que la gente comparta su cultura”, dice. Además de la pizza de tacos, le intriga especialmente el solomillo de cerdo (pork tenderloin), “un alimento característico de Iowa, pero en el que la elaboración de ese alimento la realizan inmigrantes”.

 

A la hora de planificar sus creaciones gastronómicas, Favela dice que se ha inspirado en las esculturas a gran escala de Claes Oldenburg del Centro de Arte. “Estoy obsesionado con sus obras gigantes de comida y otros objetos”, dice, y explica que, dado que sus propias obras son tan específicas para el lugar, busca incorporar piezas de los museos donde expone.

 

Jardín interactivo

 

Favela planea involucrar a la comunidad a través de un “jardín de la victoria” interactivo, una tendencia pandémica que es una alusión a las tramas patrióticas de la Segunda Guerra Mundial. A lo largo de la exposición, se invitará a la gente a hacer sus propias plantas de papel y añadirlas al jardín. “No quiero ignorar por completo el hecho de que esta exposición se pospuso a causa de la pandemia”, dice. “Quiero reconocer los tiempos que estamos [viviendo]”.

 

Favela también espera que el espectáculo fomente la inclusión y atraiga a diversos espectadores al Centro de Arte, especialmente a la comunidad latina. “Al crecer, no sentía que los museos fueran un lugar en el que fuera bienvenido”, dice. “Quiero que la gente latina pueda verse en la exposición y que todos se sientan bienvenidos”.

 

Artículo originalmente publicado en la edición de Julio/Agosto de DSM Magazine

Advertisements

Lea el número completo de julio / agosto aquí.

Facebook Comments

Advertisements